La Asociación Internacional de Líneas de Cruceros (CLIA) anuncia la suspensión voluntaria de sus operaciones de cruceros en EE. UU.

Washington, D.C. (13 de marzo de 2020) - Las líneas de cruceros transoceánicos miembros de la CLIA van a suspender de forma voluntaria y temporal todas sus operaciones de salida y llegada de cruceros en puertos de EE. UU. durante 30 días, mientras los funcionarios de salud pública y el Gobierno de los EE. UU. siguen lidiando con el COVID-19.

«Las líneas de cruceros miembros de la CLIA van a suspender de forma voluntaria y temporal sus operaciones con salida de EE. UU. mientras trabajamos para lidiar con esta crisis de salud pública», declaró Kelly Craighead, Presidenta y Consejera delegada de la CLIA. «Esta es una situación sin precedentes. Nuestro sector ha asumido la responsabilidad de proteger la salud pública durante más de 50 años, trabajando bajo la tutela de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de EE. UU., y está orgulloso de su capacidad de proporcionar experiencias vacacionales excepcionales a sus pasajeros, así como oportunidades viables de empleo a sus tripulantes. Esta ha sido una época difícil, pero esperamos que esta decisión nos ayude a centrarnos en el futuro y a volver a la normalidad lo antes posible».

La suspensión temporal cobrará efecto a partir de las 0.00 h EDT del 14 de marzo de 2020. Las líneas de cruceros transoceánicos de la CLIA se están concentrando en el regreso seguro y sin contratiempos de las personas que se encuentran a bordo de sus buques y que se van a ver afectadas por esta decisión.

«No hemos tomado esta decisión a la ligera, y queremos que el público viajero sepa sin lugar a dudas que este sector está plenamente comprometido a anteponer las personas a todo lo demás», declaró Adam Goldstein, Presidente global de la CLIA. «Durante esta época, seguiremos trabajando con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades y otras agencias con el fin de prepararnos para reanudar las travesías cuando resulte apropiado. Sabemos que el sector de los viajes es un importante motor económico para los Estados Unidos y, cuando nuestros barcos vuelvan a navegar, nuestro sector contribuirá en gran medida a la recuperación de la economía».

El sector cruceros es una arteria vital de la economía de los EE. UU. que da empleo a más de 421 000 estadounidenses, donde cada grupo de 30 pasajeros supone un trabajo para un ciudadano estadounidense, y que aporta casi 53 000 millones de dólares anuales a la economía nacional. La actividad de los cruceros sustenta a agencias de viajes, líneas aéreas, hoteles y una amplia cadena de suministro de sectores que engloban todos los Estados Unidos.

Animamos a los pasajeros que tengan reservas en itinerarios de crucero y se vean afectados por esta decisión a ponerse en contacto con sus asesores de viajes o directamente con su línea de cruceros. Para obtener más información, escriba a press@cruising.org.